Rusia excluida de SWIFT: ¿Qué tengo que ver yo?

Desde que el presidente ruso Vladimir Putin ordenó la invasión a Ucrania el jueves 24 de febrero, países vecinos y grandes potencias han aplicado sanciones económicas y de otras índoles a Rusia. Pero la que nos convoca en este artículo es la exclusión de siete importantes bancos rusos del sistema SWIFT. ¿Qué significa esto? ¿Qué supone para Rusia? Y, ¿qué tengo que ver yo con el sistema SWIFT? Tranquilo, en este artículo responderemos todas tus preguntas. 

Qué es el sistema SWIFT

SWIFT por sus siglas en inglés, Society for World Interbank Financial Telecommunication, es un sistema global creado en 1973 para que las entidades financieras alrededor del mundo puedan comunicarse e intercambiar operaciones bancarias transfronterizas. A través de un código internacional, pueden pedir y prestar dinero, hacer transferencias, generar órdenes de pago, entre otros. Es como el “Whatsapp” bancario oficial de las transferencias internacionales. 

Se trata de un sistema de seguridad para las transacciones, que busca automatizar y estandarizar los procesos. Aunque no todos los bancos están adscritos a este sistema, hoy en día son aproximadamente 11 mil compañías financieras en más de 200 países las que lo están. Con estas cifras, te podrás imaginar la importancia de esta red. Una que no descansa, ya que funciona las 24 horas del día durante los 365 días del año. 

¿Qué tan grave es que excluyan a tu país del sistema SWIFT? 

Que siete importantes bancos rusos queden excluidos de SWIFT puede representar un gran problema para este país. Pero olvidémonos de Rusia por un momento. Pensemos a nivel general: ¿qué le puede pasar a un país al ser excluido del sistema? Bueno, preguntémosle a Irán. 

En 2018, a Irán lo excluyeron del sistema SWIFT como sanción por parte de Estados Unidos durante el mandato del ex presidente Donald Trump. Según el país norteamericano, Teherán –su capital– mantenía su programa de enriquecimiento de uranio que le permitiría generar armas nucleares. Tras la sanción, Irán perdió casi la mitad de los ingresos por la exportación de petróleo. 

Rusia, al ser un gran exportador de materias primas, también podría ver disminuído su producto interno bruto. Nada menor para un país, y menos si está en guerra. Sí, sabemos que el caso de Rusia podría ser distinto porque tiene su propio sistema de pago alternativo al SWIFT, llamado SPFS. Pero este fue creado recién en 2014 luego de la anexión rusa de Crimea, aún es nuevo e incluye un número reducido de bancos participantes. De hecho, solo el 20% de las transferencias rusas se realizan a través de SPFS.

SWIFT en lo cotidiano 

SWIFT puede sonar algo muy complejo y lejano, pero no es tan así. De hecho, en CurrencyBird lo usamos todo el tiempo, y la mayoría de las veces tú también lo necesitas para transferir al extranjero. 

Si el banco al que quieres enviar tu plata está adscrito al sistema SWIFT –que es lo más probable–, necesitarás sí o sí tu “código SWIFT”, una serie alfanumérica de 8 u 11 dígitos que puedes pedir al destinatario o comunicándote con el banco. Gracias a este código podemos reconocer al banco receptor. 

En CurrencyBird puedes transferir a más de 70 destinos, cumplimos con todas las regulaciones internacionales y te acompañamos durante el proceso. Si tienes alguna duda o necesitas ayuda, ¡escríbenos